Ascege agradece la colaboración del Principado en las pruebas de PCR a profesionales

Redacción 5-10-2020

La colaboración del Gobierno del Principado de Asturias con las residencias privadas de personas mayores ha llegado a un punto de acuerdo tras un largo recorrido después de que la Administración planteara reducir la factura de cada prueba PCR que se realice a los profesionales. La propuesta no fue bien recibida por la patronal asturiana, para quien les dejaba una factura “imposible” de asumir. “Siempre hemos reclamado que las pruebas y el control y vigilancia epidemiológica deben abordarse desde el sistema público de salud”,

Tras la reunión mantenida el pasado 2 de octubre con la consejera de Bienestar Social,  Melania Álvarez, el Gobierno del Principado asumirá el coste de las pruebas PCR, de obligada realización de manera periódica, a los trabajadores de los geriátricos privados, un coste que la consejera cifra en 400.000 euros al mes. Entendiendo sus peticiones hemos hecho un esfuerzo y hemos asumido el compromiso de colaborar para garantizar la mejor atención posible a las personas que viven en esos centros”, ha destacado la consejera.

Por su parte, para el presidente de la Asociación Asturiana de Centros Geriátricos (ASCEGE), Arsenio Alonso-Collada, “la realización de los PCR de los trabajadores supone un cambio de actitud que agradecemos enormemente. Conocemos el esfuerzo económico que supone, aunque recordamos que ya es compartido porque el sector de atención a la dependencia está realizando elevadas inversiones en personal y medios de protección para mantener la atención de las personas”.

El Principado ha decidido también derivar hacia plazas privadas a las personas dependientes usuarias de centros de día públicos que todavía permanecen cerrados como medida de prevención ante la covid-19 y que aún no han reabierto, dado que comparten personal con residencias de mayores.  Los otros dos acuerdos alcanzados implican llevar a cabo una acción coordinada de la oferta de plazas libres en centros de día y centros de atención residencial de cada concejo y colaborar con los centros privados en la tramitación de las solicitudes de dependencia de sus usuarios.

Desde Ascege, integrada por 24 residencias privadas, “agradecemos también el  mayor interés tras el anuncio de la Administración en establecer una verdadera colaboración público- privada en la atención a las personas que viven en las residencias o son atendidas en centros de día, que esperamos suponga un cambio. Hay que recordar  que el 70% de las plazas son públicas, si las consideramos financiadas a través del sistema de la dependencia”.

Modelo de Atención Residencial en el Principado

Por otra parte, la puesta en marcha de la mesa de estudio del Modelo de atención residencial en el Principado (MARES),  que se constituyó hoy con la presencia de las principales patronales del sector, asociaciones, sindicatos, Administración, etc., supone una gran oportunidad para cambiar unos modelos de atención “obsoletos y continuistas y lograr una mayor implicación en los cambios necesarios”, reclama el presidente de Ascege . Es necesario, puntualiza, “avanzar hacia una dignidad financiera en la atención con un presupuesto suficiente para la Ley de Dependencia que mejore la vida de las personas tanto residentes como trabajadores, mejorando los convenios y adecuando los costes a los servicios existentes o futuros. Una dignidad sanitaria, mejorando la coordinación y atención del sistema de salud, y una dignidad social que mejore la imagen que se da de las personas mayores y en particular de las que viven en los centros. La atención prestada necesita un cambio de etapa”.

Relacionadas