Adamo lleva Internet de alta velocidad al medio rural asturiano

Tras desplegarse en Coaña, Luarca, Navia, Tapia de Casariego y Vegadeo, la compañía continúa con la instalación de su infraestructura en la región.

Redacción 28-5-2021

La crisis provocada por la COVID-19 en múltiples sentidos pone de manifiesto, entre otras cuestiones, la importancia de contar con una conexión a Internet de calidad. Ello cobra especial relevancia en los municipios con menos habitantes y que se encuentran más apartados o peor comunicados. Con el objetivo de dar respuesta a las necesidades de estas poblaciones, Adamo redobla sus esfuerzos en el despliegue de su red. Así, el operador lleva Internet de alta velocidad, cada mes, a 1.500 viviendas del ámbito rural asturiano a pesar del coronavirus.

Se trata, en concreto, de la fibra óptica más rápida disponible a día de hoy en el mercado, 1.000 MB, que permite numerosas posibilidades frente a los efectos de la pandemia.

Ventajas de la conexión de Adamo

Los 1.000 MB se traducen en poder teletrabajar con una conexión estable, mantener videoconferencias sin cortes, estar más cerca de los familiares y amigos que viven lejos, pasar citas médicas a distancia, comprar a través de Internet, tener la posibilidad de acceder a educación de forma remota o ver series o disfrutar de videojuegos on line, entre otras opciones.

Ese crecimiento sostenido a pesar de la pandemia ha llevado fibra óptica a Coaña, Navia, Luarca, Tapia de Casariego y Vegadeo. De esta manera, la empresa prosigue con la instalación en el Principado de su propia red, que marca la diferencia en cuanto a potencia. En total, ya son 12.000 inmuebles asturianos los que disfrutan de la fibra óptica de 1.000 MB instalada por Adamo.

 Otros 43.000 hogares conectados en Asturias en dos años

Este desarrollo se apoya, en cierta medida, en las subvenciones del Programa de Banda Ancha de Nueva Generación (PEBA) del Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital, que está cofinanciado por la Unión Europea (UE). En conjunto, Adamo resultó adjudicatario de 80 millones de euros para dotar de fibra óptica a cerca de 500.000 viviendas ubicadas en 20 provincias.De ese presupuesto, más de 9 millones se destinarán a la instalación de esta infraestructura en Asturias para facilitar, así, la comunicación de 42.831 hogares.

Con el objetivo, precisamente, de dotar de Internet de alta velocidad a las zonas más apartadas, la compañía dispone de una innovadora herramienta: Adamo Fiberhood. Mediante la misma, sólo con la petición conjunta de 30 vecinos a través de una sencilla web, es suficiente para que la empresa despliegue fibra óptica en su municipio.

Relacionadas